¿Qué es un taller de co-creación?

Es una herramienta que tiene como objetivo reunir a los stakeholders de mayor importancia con un equipo de diseño para producir ideas que respondan a una necesidad o problema. Para este ejercicio es importante tener definida la visión del negocio y de los interesados frente al problema, además de datos previos de investigación y sobre los usuarios.

¿En qué contextos podemos utilizar esta herramienta?

• Para ayudar a aterrizar, desde el diseño, una idea de negocio.
• Rediseñar la experiencia de un servicio, producto o plataforma digital.
• Desarrollar un sistema para un proceso de negocio.
• Añadir una nueva funcionalidad a un sistema existente.
• En un contexto ÁGIL, puntualmente, en las reuniones de refinamiento de HU y los sprint planning.
• En la fase de conceptualización de una campaña de publicidad.
• Como es un ejercicio creativo, podríamos aplicarlo en muchos más contextos.

¿Cuál es el resultado de este ejercicio?

El resultado es tan variado como las posibilidades de uso de la herramienta, por ejemplo: historias de usuario refinadas a partir de la bocetación, bocetos de interfaces, priorización de ideas con valor para los usuarios y el negocio, un mapa de ruta de usuario, una estrategia creativa, entre otras opciones.

¿Cuáles son las fases de un taller de co-creación?

Aunque la co-creación es un ejercicio colaborativo y con alto nivel de divergencia, no está de más, aplicar unas fases para direccionar la actividad y obtener mejores resultados.

Calentamiento

1. Calentamiento:

Ejercicios de creatividad.

Ideación

3. Ideación:

Lluvia de ideas (generar la mayor
cantidad de ideas posible).

Empatía

2. Empatía:

Entender necesidades y el
comportamiento del usuario.

priorización

4. Priorización:

Darle una jerarquía e importancia
a todas las ideas generadas.

Refinamiento

5. Refinamiento:

Definir las ideas más prioritarias con valor para el usuario y para el negocio.